Las Sentencias de los Juzgados de lo Social que declaran a un trabajador en situación de incapacidad permanente en grado de total o absoluta pueden ser recurridas ante el Tribunal Superior de Justicia por el INSS . 

La Sentencia produce como efecto inmediato y automático  la extinción de la relación laboral del trabajador con su empresa, en caso de que siga en situación activa   ( como causa de extinción sin indemnización prevista en el Estatuto de los Trabajadores ).

Para evitar la desprotección económica del trabajador,  que deja de percibir ingresos por su trabajo o subsidio de baja médica,  la Ley de la Jurisdicción Social en su art. 230. 2 c)  exige al INSS,  para dar trámite a su recurso,  que presente certificación de iniciar y mantener el pago de la prestación mensual de incapacidad permanente hasta que recaiga Sentencia del TSJ.  

La consecuencia de la falta de abono de dicha pensión por la entidad gestora será que se le tenga por decaída de su derecho a la tramitación del recurso,  en cualquier fase que se encuentre éste.   Será,  no obstante, el trabajador interesado,  el que deba advertir de la incidencia al Juzgado o TSJ que permanecen ajenos al cobro / no cobro de la prestación.

La Sentencia favorable al trabajador que declara su incapacidad permanente puede ser recurrida por la entidad gestora

Este supuesto se ha planteado ante el Juzgado Social nº 3 de Cartagena, que en Sentencia de Julio 2021  ha declarado en situación de incapacidad permanente total por enfermedad común a  una limpiadora  de una subcontrata de un Centro hospitalario público – defendida por  el despacho de Abogados  Domingo Núñez &  Asociados –.   El  recurso planteado por el INSS coloca ahora a la trabajadora en una situación de incertidumbre sobre su futuro hasta nueva Sentencia del TSJ.   

0

Related Post